sábado, 8 de noviembre de 2008

un desahogo: para acabar con el hambre, ¿que tal comernos a los banqueros?




2 comentarios:

volcanosorno dijo...

yo conozco un banquero anarquista que escribe poesía. es un banquero inocente. a los otros SI los comería.

alejandro rosas vera dijo...

pues a ese nos lo bebemos